Reenganche

Cuando te acostumbras a hacer deporte pasa de ser una costumbre a una adicción. En Japón no lo eché mucho de menos porque con las caminatas que me pegaba dia si y dia también me sentía bastante bien, aunque la última semana echando el resto estaba mas bien para que me trajeran en parihuelas de vuelta a España.

Al volver me acomodé bastante y lo noté porque parte de los kilos que perdí en Japón los iba recuperando a velocidad prodigiosa, además percibí en mis paseos por Granada que no tenía el fondo que tengo habitualmente, para colmo llegaron los Juegos Olímpicos, y aunque pasé bastante de ellos en el plano de retransmisiones televisivas viendo las noticias me entraban unas ganas de hacer deporte que no me podía aguantar.

Todo esto para decir que me he reenganchado al gimnasio, como he llegado bastante fondón, no me he atrevido a entrar en la clase de bodypum de primeras, así que me he dado un poco de castigo en la sala de los musculitos y ya el próximo lunes entraré en la clase, a pesar de este calentamiento previo no estoy muy seguro de poder sobrevivir a las agujetas que me esperan, pero bueno sin dolor no hay recompensa.

Lo que mas lamento de haberme acostumbrado al gimnasio es que cuando empiece a trabajar no veo muchas probabilidades de que continúe, pero así es la vida, para tener algunas cosas hay que renunciar a otras, pero mientras ese tiempo llega disfrutaré de lo que tengo ahora.

Anuncios

7 Respuestas a “Reenganche

  1. Cuanto te entiendo…el otro dia volvi a mi vieja pasion…el nihon tai jitsu. ¿Resultados?

    De momento no me he lastimado mas alla de la tipica vuelta al gimnasio, tengo unas agujetas que lo flipo pa subir y bajar escaleras sobre todo (ay!)

    Y bueno, ya veras que algo de tiempo siempre se saca. Aunque sea pa pegar 3 katanazos en casa y no olvidar lo que se sabe ^_^

  2. No pain, no gain…y además así sientan mejor los burrikines XD

  3. Miguelon>>>
    ¡Eh, chavalote! pues si, con verdadera fuerza de voluntad se puede hacer lo que uno se proponga, a ver si la encuentro.

    Mr. Luison>>>
    Después de una buena sesión de gimnasio me zampo una hamburguesa del Burrikín sin ningún tipo de cargo de conciencia.

  4. Leyendo posts como este tuyo me doy cuenta de lo vaga que soy.

  5. Bueno, el año pasado mi madre casi me llevó a rastras, y este año he vuelto por la adicción que provoca el deporte, así que no puedo presumir mucho de mi propia fuerza de voluntad.

  6. Hay que ir al gimnasio. Ya sea por adicción al deporte o las mujeres que hay allí…

    Yo me estoy pensado empezar el mes que viene… pero me da vergüenza molestar en una clase en la que no puedo seguir el ritmo… ni el idioma…

    Ya te contaré

  7. Conoces las buenas razones para ir al gimnasio, me debo haber convertido en adicto porque ahora incluso dias que no tengo ganas acabo yendo porque me apetece menos anquilosarme en casa, en cuanto a las mujeres ya te diré como están, porque en cuanto a empiezo exigirme un poco la sangre se me va a los órganos que realmente lo necesitan y se me nubla la vista así que apenas puedo ver a las mozas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s